Jazz de autor y mucho más

Por: Rodrigo Pallares


 

El pianista y compositor se estará presentando el próximo viernes 6 de mayo en Palermo y contó todo acerca de su carrera y su nuevo trabajo discográfico junto a músicos de la talla del “Pipi” Piazzolla.

Bar La Apasionada en Florida, provincia de Buenos Aires. Pablo Sanguinetti está sentado en una mesa cerca de la puerta y toma una limonada con menta y jengibre, en un tarro de mermelada. “Me gusta definirme como músico y punto”, explica el pianista. Es que la obra de Pablo mezcla muchos ritmos variados como el jazz, la bossa nova y el candombe uruguayo. “Me gusta mucho el lenguaje del jazz, la posibilidad de improvisar. Es un género al que respeto profundamente, hay que estudiarlo muchísimo para tocar, pero así mismo me gustan todos los estilos”.IMG_9955
Pablo comenzó a aprender música desde muy chico. “Dejé el secundario por varios motivos, entre ellos, mis ganas de dedicarme a la música”, cuenta el compositor y agrega que en el colegio, “la pasaba muy mal y me aburría”. Vale aclarar que, sin embargo, finalizó sus estudios años más tarde. Apenas entró en el conservatorio su vida cambió. Le empezó a ir muy bien y a “mejorar también como persona”, había una fuerte vocación. Comenzó a conseguir laburos de músico en hoteles, colegios y bueno, afirma Pablo con una sonrisa: “La vida me fue llevando por este camino que tanto disfruto”.
Recuerda las enseñanzas de muchos de sus maestros. “La que más me marcó fue mi profe de piano clásico, Susana Bonora. Una de las mejores del país”. También aprendió improvisación con Hernán Lugano, quién definió su gusto por el jazz, y pasó tardes escuchando vinilos de Chick Corea, abstraído de toda realidad, en el living de “Pichona” Sujatovich.
Este hombre es un tipo que nunca para de producir, y hoy en día está terminando de grabar su último disco, Dionisio, acompañado de un bandón. Se va a estar presentando el próximo viernes 6 de mayo en el Espacio Cultural Borges.
Entre los músicos que lo acompañan se encuentra Daniel “Pipi” Piazzolla. “Es un placer estar tocando con el “Pipi”. Es un tipo al que yo admiré toda la vida. La tiene re clara y hace sonar cualquier música a un nivel mayor”, se alegra Pablo. “Pipi” forma parte del Pablo Sanguinetti Cuarteto junto a Carlos Álvarez y Santiago Martínez.

Formaste una banda de puta madre para grabar tu disco y presentarlo. ¿Es fácil congeniar entre tanto cerebro musical todos juntos en un mismo espacio?

Si, la verdad que sí. Mira, lo que creo que tienen estos músicos es mucha experiencia. Entonces es fácil tocar con ellos. Enseguida captan el estilo y lo captan a uno como persona. Tienen mucha experiencia en acompañar solistas, tocan con medio mundo todo el tiempo. Eso les da una flexibilidad tanto en lo musical como en lo humano, es increíble. Son personas súper abiertas, divinas. La grabación fue muy fluida, muy rápida y lo digo en el buen sentido. Esperamos que en vivo suene igual, seguro que sí.

Si uno escucha tu discografía de principio a fin, se percibe como una especie de evolución, de progreso, de variadas experiencias. ¿Te conectas de esta manera con la música a la hora de componer?

Yo creo que sí. Que en todo mi trabajo están presentes mis experiencias de vida. Uno va viviendo cosas y las va volcando al material que va haciendo, que va produciendo. Me pasa que hay experiencias de hace muchos años que recién ahora las plasme en la música. En este disco por ejemplo, hay una canción que es para mi abuelo y otra que cuenta de un viaje a Brasil que hice hace un tiempo con unos amigos. Tal vez para el que hace música comercial es otro el juego, se busca crear otro producto y bueno, ahí no sé. Pero en mi obra yo cuento mucho de mí mismo.

Pablo es un músico muy capaz, un buen compositor y una gran persona. “Cuando tocamos en vivo yo me la paso muy bien, más con tremendos músicos como estos, y como yo la paso bárbaro creo que transmito un poco esa alegría, y la gente piensa: Mira este tipo se está divirtiendo, y la pasa igual”. Sobre su próximo espectáculo, el pianista asegura que, “va a ser un show muy emocional, donde se presentarán temas de Dionisio interpretados por músicos excelentes”. En Dionisio se combinan temas con temáticas profundas, algunos otros más oscuros, otros más tranquilos y algunos bastantes melancólicos. Hasta hay un tango. “A esta altura de la vida lo mejor es poder sentir placer por hacer lo que a uno le gusta”, concluye Pablo. Termina su limonada y ríe, siempre ríe.

Anuncios

Un comentario

Los comentarios están cerrados.